Alfama el barrio más antiguo de Lisboa

Alfama es uno de estos lugares que trascienden en la historia y ha sido por mucho tiempo un punto donde converge la cultura y la tradición. Alfama es el barrio más antiguo de Lisboa.

Existen lugares que se pierden en el olvido… Otros más afortunados prevalecen a través del tiempo, crecen y evolucionan junto a las nuevas generaciones que los mantienen llenos de vida. Alfama es el barrio más antiguo de Lisboa.

Alfama el barrio más antiguo de Lisboa
Fotografía Rafael Alejandro Escalona F. Julio 2021

“O bairro Alfama” es uno de ellos: Localidad junto a la ribera del río Tejo que ha trascendido en la historia, importante punto de unión entre la cultura y la tradición.

Alfama, también llamado “el alma de la vida lisboeta”, es el hogar más antiguo de los locales, sobretodo de pescadores… Dicen que: Caminando por sus callejuelas, disfrutando de sus fachadas, hablando con su gente y escuchando una nota de Fado revelamos la verdadera alma de la capital portuguesa. Su nombre proviene de la palabra árabe Al-Hamma (الحمّة) que significa baños o fuentes. Bautizado durante el dominio musulmán, en aquella época Lisboa estaba dividida por sectores, Alfama específicamente en dos:

Alfama do Alto: Donde residía la aristocracia, ubicada dentro de la muralla (Cerca Moura), actualmente en freguesía de la Catedral de Lisboa.

Alfama do Mar: Fuera de las murallas, a la orilla del rio, habitada por la mayoría de la población. Ahí convivían las tres religiones libremente cristiana, judía y musulmana; dentro del barrio descubrimos “la Rua da Judería” una de las más importantes de Lisboa.

La planta laberíntica de pequeñas calles, callejones y escalinatas predomina en todo el barrio. Característico de los centros urbanos a la orilla del mar en la época medieval. Alfama El barrio más antiguo de Lisboa.

Alfama el barrio más antiguo de Lisboa
Fotografía Rafael Alejandro Escalona F. Julio 2021

“El alma de la vida lisboeta”

Por ser renegada al mar, los pescadores fueron una pieza clave en su construcción y desarrollo, en la infraestructura como también de su cultura y tradición.

Por estas calles de fachadas desconchadas, nació una expresión que hablaba de las experiencias de la vida, de aquellos que zarpaban en búsqueda de un sustento para sus familias, los que se quedaban añorando desde lo alto viendo el mar y de los que en el océano entre los balanceos de los barcos deseaban regresar. Todos nutridos por la melancolía, la nostalgia e historias diarias le dieron forma, a un canto al que llamaron Fado.

Esta expresión artística trascendió de tal manera que desde el 25 de septiembre de 1998 se inauguró el museo del Fado y la guitarra portuguesa. Cabe destacar que la edificación del museo era una antigua estación de bombeo de agua del recinto de Praia que data del año 1868. Es considerado como inmueble de interés público.

El barrio ha sufrido muchos altos y bajos, en 1755 fue destruido casi en su totalidad por el terrible terremoto; y en varios periodos históricos como en la fase del Estado Novo y la revolución de los Claveles, Alfama cayó en el abandono.

Fue tomado por la delincuencia, la criminalidad y el tráfico de drogas el cual se incrementó considerablemente. Se comenta que en los años 80 se convirtió en una de las zonas más peligrosas de Lisboa, pero la esencia del barrio revivió y a mediados de los 90, recuperándose poco a poco hasta convertirse en lo que es hoy.

Actualmente es una referencia de superación para otros sectores y barriadas históricas de la capital portuguesa.

¿Qué ver en Afama?

Para adentrarse y recorrer las calles estrechas y empinadas de Alfama, se puede tomar el famoso tranvía 28 en la Plaza de Martim Moniz, el cual llega a lo alto del barrio. Por ser de mucho interés es una de las líneas muy concurrida.

Les mencionamos uno de los lugares que se pueden visitar:

El panteón nacional, una antigua iglesia convertida en Panteón donde guarda los restos de personajes ilustre de la historia portuguesa, uno de ellos el navegante y explorador Vasco Da Gama.

El mirador Das Portas do Sol, donde se puede apreciar unas de las más bonitas panorámicas de la barriada y el río, es un punto muy concurrido sobre todo por las tardes para capturar imágenes del atardecer que suelen ser espectaculares.

Otro punto donde se tiene la oportunidad de capturar hermosas imágenes de Alfama, es el mirador de Santa Lucia, desde allí se ve:

  • La Iglesia de San Esteban la cual su color blanco radiante resalta sobre los tejados del barrio. Fue destruida completamente por el terremoto del 55 y reconstruida por completo a mediados del siglo XIX.   
  • Las Torres Blanca de iglesia San Miguel
  • El Museo del Fado el cual mencionamos anteriormente.
  • El Museo del Teatro Romano uno de los monumentos más importantes e históricos de la ciudad.
  • Entre los dos miradores aún se encuentra en pie un trozo de la Muralla Visigoda de origen romano y mantenida por los musulmanes.
  • El Castillo de San Jorge, del que hablaremos en próximos artículos.

Si este artículo, recibe un apoyo importante, volveremos a Alfama para recorrerla completamente y poder hablar con sus habitantes para conocer a profundidad su historia.

Además, para asistir al Festival de la Sardina en el marco de la festividad de San Antonio patrono de la ciudad. Donde los balcones y las calles de todos los barrios se llenan de colores, música y sardinas asadas.

Si visitas la capital de Portugal, lo más seguro es que visites Alfama el barrio más antiguo de Lisboa.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

error: Content is protected !!